el gobierno está a favor de los cambios, pero no impulsará el debate – La Tuerca

El gobierno de Omar Perotti avala una posible reforma constitucional en Santa Fe, pero advierte que no convocará a las distintas fuerzas políticas para abrir la discusión. Sostiene que el debate debe ser convocado desde la Legislatura o, incluso, a través de los partidos políticos. El presidente de PJ, Ricardo Olivera, ya dio una respuesta.

Puede parecer contradictorio, pero desde el oficialismo consideran que se trata de una diferencia clave y sutil: el gobierno de Omar Perotti asegura que está a favor de reformar la Constitución de Santa Fe que cumple 60 años esta semana, aunque advierte que no será el Poder Ejecutivo el que convoque al resto de las fuerzas políticas para generar el debate.

A punto de cumplirse seis décadas desde la aprobación de la Constitución del 14 de abril de 1962, la posible reforma vuelve a convertirse en el centro de discusiones que, en otros momentos, terminaron naufragando. Incluso, durante la pasada gestión de Miguel Lifschitz, un gobernador que volcó gran parte de sus esfuerzos políticos en la reforma que no pudo ser.En estos momentos existen cuatro proyectos en la Cámara de Diputados tendientes a reformar la Constitución: el de Luis Rubeo (PJ), el de Rubén Giustiniani (Igualdad y Participación), el de Gabriel Real (PDP) y el de Nicolás Mayoraz (Vida y Familia).

«Estamos a favor de la reforma, pero no vamos a convocar a todas las fuerzas políticas por este tema. El impulso debe ser del Poder Legislativo», advirtió una alta fuente del Ejecutivo que pidió mantener su nombre en reserva.

E insistió: «Estamos de acuerdo con que la actual Constitución es vieja, que debe ser reformada, pero no queremos aparecer motorizando el debate. (Miguel) Lifschitz cuando iba a asumir como diputado dijo que una de sus misiones iba a ser avanzar en la reforma como presidente de la Cámara. Y dentro del Partido Justicialista también hay postura favorable con respecto a la reforma. Incluso, nuestro partido se expidió formalmente a favor de este tema».

«No es un tema del que nos estemos ocupando ahora… No es cierto que lo estamos motorizando. No impulsamos la discusión, pero nos sumamos. Nuestra postura siempre fue la misma: la reforma es necesaria, nos gustaría que se diera el debate, pero no lo vamos a impulsar», remarcó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.