Ola de picaduras de alacranes en chicos en Santa Fe

Dora Prada, médica toxicóloga y docente en la Facultad de Ciencias Médicas en la UNR brindó recomendaciones de cómo prevenirlas.

El fin de semana pasado, siete niños ingresaron al hospital Orlando Alassia de la ciudad de Santa Fe por picadura de alacrán. Vale señalar que la ola de calor acrecentó la invasión de estos arácnidos.

“Lo primero que hay que hacer es consultar y no asustarse. Tenemos que tener en cuenta que es común, hace muchos años atrás, la consulta por picadura de alacranes era una consulta del verano y hoy ya es una consulta diaria. Esto debido al cambio climático, nosotros tenemos un clima más subtropical, de lo que teníamos hace 30 o 40 años atrás”, explicó al aire del programa El Puente, que se emite por Radio Mitre Rosario, la Dra. Dora Prada, médica toxicóloga y docente en la Facultad de Ciencias Médicas en la UNR.

De este modo, “es esperable esta consulta, y se multiplica en épocas de mucho calor. Hay que tener en cuenta que la picadura de alacrán es potencialmente grave y letal, como así también tratable. Por lo tanto, ante una picadura de estos bichitos, que conviven con nosotros, son arácnidos, son tanto peridomiciliarios como intradomiciliario y lo que se recomienda es llamar por teléfono al centro de toxicología de la zona, o ir al efector de salud más cercano”, agregó la especialista.

Respecto a los síntomas, Prada indicó: “Primero, el dolor, no hay picadura de alacrán sin dolor, y puede acompañarse con un enrojecimiento o hinchazón en la zona. En el caso de los bebés, cuando comienzan con un llanto espontáneo, hay que pensar en varias cuestiones, entre ellas una picadura de escorpión”.

“Luego de ese dolor, en forma más o menos rápida, estamos hablando en el lapso de las primeras dos horas, comienzan los síntomas generales, porque es un veneno neurotóxico, que provoca la liberación de muchas sustancias, que afectan a todo nuestro organismo”, agregó.

En tanto, sobre la población que se ve más afectada son los niños y los ancianos. “En los adultos, lo único que da la picadura es dolor, pero en los niños y los ancianos puede haber otro cuadro sintomático y con compromiso de la vitalidad. Entonces ese paciente puede tener deterioros sensorios, es decir alteraciones emocionales, depresión, adormecimiento, gran sudoración, secreción nasal, aumento de la saliva y el aumento o disminución de la frecuencia cardíaca y respiratoria”, detalló.
Sobre el modo de vida de los alacranes, “les gusta la noche, permanecen ocultos, entonces salen en horas de la noche, en general. Se los puede ver en las cañerías, en las rejillas de los baños, en las grietas que tienen las paredes, inclusive dentro del calzado, por eso siempre aconsejamos que antes de ponerse una zapatilla o zapato lo sacudan, porque pueden estar ahí adentro”, sostuvo.

Finalmente se refirió a cómo se previenen las picaduras: “Tapando con tela metálica todas las rejillas, sobre todo la del baño, tener cuidado al ponerse el calzado; nosotros somos muy respetuosos con el uso de plaguicidas, porque aquellos que tienen efectividad contra estos arácnidos son muy tóxicos para el ser humano, por eso apuntamos a la prevención”.

Check Also

Repudio y comunicado del Sindicato de Prensa y Televisión Litoral tras la balacera contra Canal 3

Televisión Litoral reclama “un pronto esclarecimiento de estos hechos, ya que poner fin a la …