el pasivo ambiental del modelo sojero – Total Multimedios

 

Todas las semanas se emite por el canal de YouTube de Conclusión un ciclo que buscará acercar la realidad, para poder interpelarla profundamente. Es por ello que Catalejo, a lo largo de treinta minutos, abordará diversos temas ligados a la actualidad, cultura, salud, política, opinión e investigación, tratando de amplificar en todos los casos, un imprescindible debate.



Mientras que el monte y los cordones montañosos siguen siendo vapuleados, el modelo extractivo hacedor de tanto dolor, sigue adelante al ritmo de la agenda del FMI. Hipotecar el presente para no garantizar un futuro, una matriz productiva inviable a la que nadie se anima a transformar.

Actualmente están en marcha discusiones muy intensas sobre la necesidad de abandonar estrategias de desarrollo dependientes del extractivismo. Alrededor de los emprendimientos petroleros, mineros y del agronegocio, persisten muchos problemas, tanto sociales como ambientales, y los pretendidos beneficios económicos son más que discutibles.

>>Te puede interesar: Catalejo TV: ¿Ciudad habitable o ciudad especulativa?

De esta manera, se multiplican los reclamos de avanzar hacia estrategias que pueden ser englobadas bajo el término “postextractivistas”. Estas no postulan prohibir todas las formas de extractivismo, sino que exploran vías que permiten redimensionar esos sectores, dejar de depender económicamente de ellos y mantener únicamente aquellos que sean verdaderamente necesarios, y bajo condiciones de operación aceptables.

El actual modelo de siembra directa, arrasó con el monte nativo desertidicando el suelo generando desplazamientos y un impacto profundo en materia socioambiental. Un pasivo que parece no tocar su techo, una realidad que debe decididamente cambiar de paradigma. No hay más tiempo, el futuro es hoy.

 

Check Also

ANSES: ¿Cómo anotarse para recibir el bono de $94.000 que anunció el Gobierno? – Total Multimedios

El beneficio alcanzará a los trabajadores informarles de entre 18 y 64 años que no …